Mostrando entradas con la etiqueta crema. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta crema. Mostrar todas las entradas

lunes, 28 de noviembre de 2016

Vasitos de crema de melocotón y nubes (marshmallows)


¡Qué buena que estaba esta crema de melocotón y nubes! La verdad es que no tenía previsto hacer algo así, pero hace unas semanas, decidí hacer este bundt cake marmolado de chocolate y mantequilla de cacahuete, y para hacer la cobertura, pedí un bote enorme de de crema de nubes (o Marshmallow fluff, o crema de malvavisco, tiene muchos nombres) y me sobró bastante.

No sabía qué hacer con el Marshmallow fluff que me quedó, y busqué por Internet. Quería hacer algo diferente que no fuese la típica cobertura para pasteles o para cupcakes... y entonces fue cuando me encontré con esta receta A Temperatura Varoma

La receta era una mousse de melocotón con nubes y pensé que, si sustituía las nubes por el Marshmallow fluff podría servir para gastar el que me sobró. Queda como una crema. Si no tenéis Marshmallow fluff, podéis usar nubes y os quedará tipo mousse, ya que las nubes llevan más gelatina que la crema de nubes y el resultado será más consistente.

Sea como sea, os animo a hacerla, porque está deliciosa.

lunes, 21 de marzo de 2016

Tiramisú de limón


Este tiramisú de limón es uno de los mejores postres que he probado últimamente. Lo tenía en mi lista de pendientes desde hacía bastante tiempo, y la verdad es que lo repetiremos más a menudo, ya que es muy fácil de hacer y el resultado es impresionante.

Nunca me ha gustado el café, y como la receta de tiramisú lleva café, nunca me ha dado por hacerla, pero un día vi esta receta de tiramisú de limón en postres.bz y no me lo pensé dos veces: La guardé para hacerla un día de estos. He variado algunas cosas... por ejemplo, la mía lleva virutas de chocolate por encima porque creo que le da un toque especial. 

Os tengo que decir que sale bastante cantidad. Para que os hagáis una idea, con los ingredientes que os pongo a mi me salieron dos bandejas: Una de 27 x 20 x 5 cm  (es la que os pongo en las fotos) y otra de 21 x 21 x 5 cm, pero estaba tan bueno que en poco tiempo desapareció de la nevera. Además el sabor a limón hace que sea un postre de sabor refrescante.

lunes, 21 de septiembre de 2015

Vasitos con mousse de chocolate blanco y crema de mango


Hay días que te da por comprar cosas que están de oferta y luego te olvidas y cuando te das cuenta están a punto de echarse a perder... jajaja. Eso me pasó a mi con los mangos, que me encantan de cualquier forma. Los encontré muy bien de precio y compré bastantes... Gasté unos cuantos y el resto ahí se quedaron, en la nevera, hasta que me di cuenta al cabo de un tiempo. Y como me gusta ir haciendo cosas nuevas, porque comer siempre lo mismo es muy aburrido, pues comencé a mirar a ver en qué podía gastar los mangos...

Buscando por mi archivo personal de recetas pendientes de hacer, di con ésta receta, que estaba explicada un poco de mala manera ya que la apunté a mano mientras veía el Canal Cocina, pero que tenía muy buena pinta. 

Os he de decir que con estas cantidades hay para un regimiento, pero que está tan bueno que desaparecerán en un momento... jajaja. Si no queréis hacer tanto, podéis poner la mitad. 

También os tengo que decir que no sabía qué nombre ponerle, porque no es bien bien una mousse de chocolate blanco. La mousse lleva claras de huevo y esto no. 

Un aviso: Normalmente pongo recetas bastante fáciles de hacer, pero esta, es un pelín puñetera. Para mezclar el chocolate blanco con la nata, el chocolate blanco tiene que estar derretido, pero a temperatura ambiente. Si no lo hacéis así, tendréis una textura como granulada. No pasa nada. Sigue estando riquísima también. (lo sé porque lo hice dos veces. La primera salió granulada y la segunda no). Si os sale una textura granulada tendréis problemas si le ponéis una boquilla muy estrecha o muy cerrada.

Por lo tanto, por si las moscas, si le ponéis una boquilla a la manga pastelera para la mousse de chocolate blanco, mejor que sea de estrella bastante abierta, porque si la boquilla es estrecha o muy cerrada y os queda esa textura granulada, no habrá manera de que salga nada.

lunes, 4 de mayo de 2015

Crema de chocolate blanco con infusión de rooibos y fresa


Aquí os traigo un postre que es una mezcla de experimento, que al final salió bien... jejeje. Navegando por la red hace días fui a parar a esta crema de chocolate blanco con infusión de frutas que me pareció que tenía muy buena pinta, y me la guardé para alguna ocasión.

Este fin de semana, después de un medio desastre en la cocina (que no voy a poner en mi blog de pifias, porque no llega a pifia... como mucho, medio-pifia... jajaja), decidí cambiar de aires y hacer esta receta. Lo tenía todo y me puse a ello... 

Peroooo... yo no sé si es que no tenía el día, o que quizá el paquete de infusión llevaba demasiado tiempo abierto... o vete tú a saber qué conjunción astral tenía encima de mi cabeza, que al final, la infusión de rooibos no sabía a casi nada (y eso que le puse una bolsita más), y además, me pareció que todo iba a quedar demasiado espeso...

Por lo tanto, y como tengo sirope de fresa para parar un camión y también tenía leche, al final lo hice a mi manera. Y quedó muy bueno, que eso es lo que importa. O sea, que os pongo la receta tal cual la hice. Os aviso que salen cuatro raciones justitas. Los vasos de la foto son tirando a pequeñitos.

Yo os recomiendo que la hagáis una vez, y si os gusta, que dobléis las cantidades para la próxima vez.

También os tengo que decir que si no os gustan las cosas demasiado dulces, mejor le ponéis la mitad del sirope.

Si os apetece probarla, ya me diréis qué tal os ha parecido.

lunes, 5 de enero de 2015

Bundt cake de naranja y chocolate blanco


En dos palabras: ¡Im-presionante!. ¡Este bundt cake está de muerte! Estas navidades me han regalado la Kitchenaid y como ya nos hemos acabado los turrones y tenemos mono de cosas dulces, el sábado la estrené. ¡Y de qué manera!

La noche anterior soñé que estaba haciendo un bizcocho de naranja y chocolate blanco que estaba buenísimo... jajaja. Ya sueño con bizcochos y todo... jajaja. Total, que cuando me desperté decidí que iba a estrenar mi nueva Kitchenaid con algo que llevase naranja y chocolate blanco. Como también tenía que estrenar un molde nuevo que me habían regalado hace tiempo, pensé en hacer un bundt cake. ¡Qué mejor que hacer realidad tus propios sueños! jajaja.

La verdad es que no tenía ni idea de cómo lo iba a hacer, ni si iba a salir bien el invento, pero me puse a ello. ¡A la aventura! Y si salía mal, ya lo pondría en mi blog de pifias, que para eso está.

La idea inicial era ponerle por encima una cobertura de chocolate blanco y naranja, pero como estaba experimentando y tenía que ir a ciegas, al final, más que cobertura, quedó como una crema, y preferí hacer una cobertura de chocolate blanco derretido y guardar la crema como acompañamiento del bundt cake. 

Por cierto, como soy novata con la Kitchenaid, tampoco tenía mucha idea de cómo hacer el paso a paso. Por lo tanto, fui parando la máquina y haciendo fotos, pero en realidad se tendría que hacer todo más o menos seguido, sin parar la máquina. O al menos, eso creo... jajaja.

A los que no tengan la Kitchenaid, podéis hacer la receta con la batidora de varillas. Aunque no tenga tanta potencia como la Kitchenaid, viene a ser lo mismo.

En fin, que no me enrollo más. Aquí tenéis la receta del bundt cake y de la crema.

lunes, 22 de diciembre de 2014

Hojaldritos rellenos de boniato y crema de chocolate blanco


Primero de todo, deciros que este postre es una auténtica delicia. Y después, que esta semana iba a publicar unas galletas que salieron con una pinta buenísima, pero que al final no pude hacerlo porque estaban totalmente amargas. Llevaban limón y por lo visto, o al menos eso quiero creer yo, se me coló un trozo de la parte blanca sin que me diese cuenta. Por lo tanto, y ante la duda de que simplemente esas galletas fuesen amargas, he decidido publicar estos maravillosos hojaldritos rellenos de boniato y crema de chocolate blanco.

Por cierto, en cuanto a las galletas: Las volveré a hacer, pero variaré lo del limón y otras cosas de la receta que no me acabaron de gustar. Si salen bien, las colgaré cuando pueda... jejeje.

Y ahora sí. Vamos a por los hojaldritos. Hace unos años vi una receta que llevaba hojaldre, boniato y chocolate negro. Creo que llevaba alguna cosa más, pero no me acuerdo. No sé si fue en una revista o en algún lugar de internet. Recuerdo que cuando la vi pensé que igual el boniato quedaría mejor con una crema de chocolate blanco y dentro del hojaldre. Y ahí se quedó...

El otro día estaba comprando en el supermercado y justamente pasé por delante de los boniatos. No sé por qué, me vino a la cabeza aquella receta, y pensé en probar a hacer unos hojaldritos rellenos de boniato y con una crema (más bien es una especie de ganaché) de chocolate blanco. A la aventura. A ver qué tal quedaba.

¡Y hay que ver cómo quedó! Quedó tan bueno que lo voy a repetir un montón de veces. Los hojaldritos duraron unos 5 minutos. No más... jajaja.

Seguramente os sobrará algo de puré de boniato y de crema de chocolate blanco. El puré de boniato podéis usarlo como acompañamiento de alguna carne, y si os sobra crema de chocolate blanco podéis hacer lo mismo que yo: ¡¡¡Me la comí a cucharadas como postre!!! jajaja

domingo, 8 de enero de 2012

Tronco de Navidad


Con esta receta finaliza mi odisea para hacer un tronco de navidad. Salió buenísimo!!! Tengo que dar las gracias a la página web de webos fritos por su estupenda receta y su vídeo sobre cómo hacer un tronco de navidad. Varié un poquito la receta, ya que el relleno de webos fritos no me acabó de convencer y lo rellené de orange curd. La combinación de la crema de naranja y el chocolate negro quedó muy bien.

domingo, 25 de diciembre de 2011

Orange Curd


Con esta receta comienzo mi odisea con el Tronco de Navidad. Este será el relleno. Este orange curd es el segundo intento, y esta vez ha quedado bien. El primero fue un desastre. Se me cortó!!! Y eso cómo puede ser? Pues después de mucho preguntar, me aclararon que para que salga bien y no se corte, el orange curd no debe de superar los 85º de temperatura. O sea, que ya lo sabéis!!!