lunes, 16 de marzo de 2015

Tartaletas de hojaldre rellenas de pollo y champiñones al Pedro Ximenez


Estas tartaletas de hojaldre rellenas de pollo y champiñones al Pedro Ximenez son ideales como entrante en un día de fiesta. Seguro que con este plato sorprenderéis a los invitados. Además, están buenísimas. En casa volaron en un momento.

¿Y de dónde ha salido este plato?. Esta vez he cogido la idea de un estupendo blog. Hace unos días, navegando por la red vi una receta de hojaldre relleno de setas y jamón al Pedro Ximenez del blog "Bienmesabe". La receta era espectacular, pero a mi el jamón salado caliente no me va, y tampoco disponía de setas. Por lo tanto, decidí hacer mi propia versión, con los ingredientes que tenía.

En lugar de setas y jamón lo cambié por champiñones y pollo. ¡Salió buenísimo!. La forma del hojaldre es un poco laboriosa de hacer, pero queda resultona. Si no tenéis ganas de liaros con el hojaldre, podéis comprar volovanes grandes. A efectos prácticos será menos vistoso, pero estará igual de bueno.

Algunas veces he hecho algún otro plato con Pedro Ximenez, y mucha gente, sobre todo de América latina, me pregunta qué es el Pedro Ximenez y por qué ingrediente lo pueden sustituir, porque en su país no tienen. Para los que no lo sepáis, Pedro Ximenez es un vino dulce. Si no disponéis de él, podéis sustituirlo por cualquier vino dulce que tengáis a mano.
Ingredientes:
  • 1 lámina de hojaldre rectangular o cuadrada
  • 30 gr. de mantequilla
  • 200 gr. de champiñones laminados
  • 250 gr. de pechuga de pollo fileteada (Las lonchas no han de ser muy finas)
  • 20 gr. de Pedro Ximenez
  • 200 ml. de nata líquida
  • 1 huevo
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal
  • Pimienta
Preparación:
Pre-calentar el horno a 200º con calor arriba y abajo.

Como os he dicho antes, si no queréis complicaros con el hojaldre, podéis comprar volovanes grandes, pero el resultado no será tan vistoso. 

Si os decidís por hacer las tartaleas, os explico paso a paso lo que tenéis que hacer. Es complicado de explicar, pero con las fotos lo vais a ver bien: Estirar el hojaldre. En mi caso, la lámina era rectangular. Un lado medía 25 cms. y el otro 30. Si os pasa lo mismo, podéis estirar un poco el lado más corto con un rodillo, pero no os paséis. Al final, me quedé con una lámina de 28 x 30 cms. Como es necesario que la lámina de hojaldre sea cuadrada, corté dos centímetros del lado más largo y me quedé con una lámina cuadrada de 28 x 28.


A continuación, cortar el hojaldre por la mitad de arriba a abajo. En mi caso, como el hojaldre medía 28 cms. de lado, usé una regla bien lavada para cortarlo en dos trozos de 14 cms. La regla también me fue bien para realizar los cortes bien rectos.


A continuación, hacer otro corte, pero esta vez de lado a lado. También usé la regla para medir los otros 14 cms. Tienen que quedar cuatro cuadrados. En mi caso, los cuadrados hacían 14 cms x 14 cms de lado.


A continuación, en cada uno de los cuadrados debemos hacer un borde de unos 2 cms. de lado, pero debemos tener cuidado con no cortarlos del todo. Como podéis ver en la foto de abajo, el borde superior derecho y el borde inferior izquierdo no están cortados del todo. Para entendernos bien,  el cuadrado inicial de hojaldre se compondrá ahora de un borde exterior y un cuadrado interior


A continuación, batimos el huevo, y pintamos el borde exterior y el cuadrado interior que acabamos de hacer.


Ahora procedemos a doblar el hojaldre de la siguiente forma: Cogemos la punta de la parte superior izquierda del borde exterior y la ponemos sobre la punta de la parte inferior derecha del cuadrado interior.


Seguidamente, cogemos la punta de la parte inferior derecha del borde exterior y lo ponemos sobre la punta superior izquierda del cuadrado interior.


Pintamos con el huevo batido los bordes que están por pintar.


Para que no suba mucho por dentro, pinchamos con un tenedor la parte interior de la tartaleta. Dejamos los bordes sin pinchar, porque estos sí que deben de subir.


Ya tenemos una tartaleta preparada.


Repetimos la operación para los otros tres cuadrados de hojaldre y ponemos las tartaletas en una bandeja para horno, sobre papel de hornear.


Introducir las tartaletas en el horno previamente calentado a 200º con calor arriba y abajo. Hornear hasta que las tartaletas estén doradas.


En mi caso, el centro de la tartaleta también subió bastante, a pesar de haberlo pinchado con el tenedor. Para hacer un poco de hueco para poder rellenarlos, presioné el centro de la tartaleta con cuidado de no quemarme para bajarlo un poco y que cupiese más relleno (total, el centro de la tartaleta no se va a ver... jajaja)


Poner las tartaletas de hojaldre sobre alguna rejilla para que no se humedezcan al enfriarse.


A continuación vamos con el relleno. Calentar una plancha con un poquito de aceite de oliva virgen. Una vez esté caliente, ponemos la pechuga de pollo fileteada y salpimentada.


Cuando esté a medio hacer, la retiramos del fuego, la cortamos en daditos y la reservamos. La pechuga se acabará de hacer con el resto de ingredientes.


Lavar los champiñones y laminarlos. Ponemos una sartén al fuego y derretimos la mantequilla.


Una vez se ha derretido, añadimos los champiñones laminados.


Freír los champiñones hasta que hayan cogido color. Añadir los daditos de pollo.


Remover un minuto y añadir el Pedro Ximenez.


Removemos otro minuto y añadimos la nata líquida.


Removemos y rectificamos de sal. Al principio quedará bastante líquido, pero hemos de ir removiendo con paciencia hasta que quede espeso. No tapéis la sartén. De esta forma, el líquido se evaporará más rápido. Tiene que que quedar más o menos así:


Ahora sólo tenemos que distribuir la mezcla dentro de los hojaldres y servir inmediatamente.
¡Espero que os gusten!. Si es así, no os perdáis mis actualizaciones. Podéis seguirme haciendo click en "Me gusta" de Facebook, añadiéndome en vuestros círculos en Google +, o en Twitter



8 comentarios:

  1. que buenisima idea, lo pienso poner en practica en breve, me ha encantado, un beso Ana

    Masito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Dámaso! Ya verás lo bueno que está!
      Besos

      Eliminar
  2. que pinta.....la hare el viernes que tengo comida y me quedo por aqui que blog mas chulii

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Susana!
      A nosotros nos gustó un montón y lo hemos hecho un sinfín de veces. Está buenísimo.
      Ya me contarás qué tal te ha ido.

      Besos

      Eliminar
  3. He comido relativamente hace poquito y es que estoy salivando!que maravilla de tartaletas porfavor!
    besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te las recomiendo. Además, si tienes invitados, como entrante o pica pica, ¡quedas como una reina! jajaja.
      Besos

      Eliminar
  4. ¡QUé ricas! Me encantan, estas las haré yo en casa seguro.
    Un besito,
    http://elbauldelasdelicias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Aranzazu!
      Están deliciosas. Ya me dirás si te han gustado.

      Besos :)

      Eliminar